lunes, 9 de abril de 2007

LA EDUCACIÓN SUPERIOR





SITUACIÓN ACTUAL DEL SISTEMA DE EDUCACIÓN SUPERIOR.

La educación superior en México es un conjunto de instituciones públicas y privadas, con régimen jurídico, ofertas profesionales y de postgrado, antigüedad, tamaño, capacidad de investigación, instalaciones y recursos intelectuales diferentes.
Por su régimen jurídico, existen universidades públicas autónomas, universidades públicas estatales, instituciones dependientes del Estado, instituciones privadas libres e instituciones privadas reconocidas por la SEP, los gobiernos de los estados o los organismos descentralizados del Estado.
Las universidades a las que el Congreso de la Unión o los congresos de los estados les otorguen la autonomía, son organismos descentralizados del Estado.
Las universidades públicas estatales son creadas por los congresos de los estados como organismos públicos con personalidad jurídica propia. Pueden ser descentralizadas del Estado, pero no tienen autonomía, pues en la designación de sus autoridades interviene el gobierno de la entidad. Por lo general, no obstante, estas universidades determinan sus actividades académicas.
Las instituciones privadas libres son organismos con reconocimiento de validez oficial mediante acuerdo expreso del presidente de la República, con base en el Reglamento para la Revalidación de Grados y Títulos Otorgados por Escuelas Libres Universitarias.
Por el tipo de ofertas hay instituciones universitarias, técnicas y de estudios de normal. Algunas instituciones tienen una amplia gama de ofertas formativas, otras sólo ofrecen una o muy pocas opciones profesionales. Las tecnológicas pueden reunir estas características, pero sus prioridades formativas se ubican en el área de Ingeniería y Tecnología o en la de Ciencias Agropecuarias.

RASGOS GENERALES DEL SISTEMA DE EDUCACIÓN SUPERIOR
Los rasgos más sobresalientes del actual sistema de educación superior (SES) en México se pueden resumir así:


a) En 1991 había 1,091,324 estudiantes, de los cuales el 41.6% eran mujeres. La tasa bruta de escolaridad universitaria era aproximadamente del 15%.
b) El sistema de educación superior presenta una gran diversidad institucional. En 1991 había 44 universidades públicas, 23 instituciones públicas aisladas, 100 institutos tecnológicos públicos, 64 universidades privadas consolidadas y 153 instituciones privadas aisladas4. De un total de 384 instituciones, las universidades públicas representan el 11.5% del total de instituciones pero albergan al 64.8% de la población estudiantil. El conjunto de instituciones privadas atiende al 18.3% de la población estudiantil del nivel superior. Los institutos tecnológicos atienden al 16.2% de la matrícula.

LOS PROFESORES DE LA EDUCACIÓN SUPERIOR.

En México no existe una categorización homogénea de los cargos y niveles del personal docente.
Las políticas de contratación son diversas y las instituciones poseen sus propios escalafones y tabuladores en los que establecen las categorías, los tipos de contratación y los requisitos para ingresar, permanecer y avanzar en la carrera académica. Sin embargo, en general pueden encontrarse tres categorías de profesor: titular, asociado y asistente, cada una de ellas con tres o cuatro niveles. El régimen de contratación puede ser, a su vez, de tiempo completo, de medio tiempo y de tiempo parcial o por horas.
Las cifras referentes al personal académico muestran el gran peso del sector público en la educación superior y de las instituciones de tipo universitario. En 1991 había 109,475 profesores, de los cuales el 78.6% estaba adscrito a instituciones públicas y el 21.4% a instituciones privadas. En las universidades trabajaban 85,486 profesores, es decir, el 78.1% del total. Los tecnológicos reunían al 14.3% y el conjunto disperso de instituciones pequeñas al 7.6%.

LA CALIFICACIÓN ACADÉMICA

La calificación académica del profesorado de educación superior en México es, en general, baja si se le compara con países desarrollados. La gran mayoría (73.1%) tiene la licenciatura como nivel máximo de estudios. Sigue un 15.3% con título de maestría y apenas un 2.9% con doctorado. Las proporciones son parecidas tanto en el sector público como en el privado. Por tipo de institución, se registra un ligero predominio de las universidades en los porcentajes



LOS ESTUDIANTES DE EDUCACIÓN SUPERIOR.


El sistema de educación superior en México tiene 1, 091,324 alumnos. La gran mayoría de los estudiantes -el 81.7% de la matrícula total nacional- se ubica en el sector público, mientras que en el sector privado se inscribe el 18.3%. Asimismo, el 77.5% estudia en instituciones de carácter universitario y una porción menor el 16.2%— en tecnológicas. En universidades públicas se agrupa el 64.8% de la matrícula nacional del nivel y en las universidades privadas el 12.7%.

POR ÁREAS DE ESTUDIO.
El área de conocimientos que más estudiantes reune es la de Ciencias Sociales y Administrativas, con el 48.3% de la matrícula nacional de educación superior (cuadro 10.4.4). Tres carreras Administración, Contaduría y Derecho- captan al 65.3% de estudiantes de esta área. Las mismas carreras reunen a la tercera parte de la matrícula nacional.

El área de Ingeniería y Tecnología ocupa el segundo lugar por su tamaño. Ahí se concentra el 32% de la matrícula nacional total.

Las carreras relacionadas con la computación y los sistemas representan el 19.14% de la matrícula del área. En tercer sitio se encuentra el área de Ciencias de la Salud. La carrera de medicina ocupa el 51.83% de la matrícula del área.
El área de Ciencias Agropecuarias está situada en el cuarto lugar. Las carreras agrupadas en las subáreas de Agronomía y de Veterinaria y Zootecnia representan el 75% de la matrícula del área.
El área de Educación y Humanidades está en el penúltimo lugar. Destacan dentro de ella las carreras de la subárea de Educación, con el 51.1% de la matrícula del área.


RENDIMIENTO DE LA EDUCACIÓN UNIVERSITARIA.


Para estimar el «fracaso» académico en la educación superior, puede emplearse cautelosamente la relación entre alumnos de primer ingreso y egresados. Es una relación que sólo permite una aproximación superficial pues la duración de cada carrera es diversa, como lo es también la velocidad individual de conclusión de los estudios. Un estudiante puede prolongar la conclusión de sus estudios o suspenderlos temporalmente sin que eso signifique fracaso.
A nivel nacional, por cada diez estudiantes de nuevo ingreso casi cinco concluyen sus estudios y dos logran obtener el título. En las instituciones de educación superior públicas, tanto universitarias como tecnológicas y de otro tipo, por cada diez estudiantes de primer ingreso existen cinco egresados. En las Instituciones privadas, por cada diez nuevos alumnos sólo cuatro egresan. En cuanto a los titulados, en las instituciones públicas por cada diez nuevos ingresos se titulan 2.3 estudiantes, y en las privadas la relación es de diez a 1.9.

Nuestro comentario es :


Actualmente en nuestro país necesitamos soluciones que solvente los problemas de acomodación al campo laboral a miles de estudiantes egresados de universidades, para que no exista la fuga de cerebros de nuestro país, que el dinero destinado a la educación sea estrictamente vigilado, que su uso sea para un mejoramiento, que los nuevos proyectos apra los egresados sean una alternativa a nuestras necesidades. así como también el incremento de matrículas para los nuevas generaciones y poder tener un profesión para tener una vida plena y segura para él y su familia.




1 comentario:

Manuel solis Salazar dijo...

BIEN :

Los articulos me paresen interesantes solo que me da la impresión que no hay anílisis ni síntesis que los pegan tal cual los encuentran en otro sitio. Ahora, ya les he comentado que no son demasiado extensos, que me interesa su crítica [+] sobre el tema a tratar, que sean más específicos en el tema, es decir que hablen solo de un aspecto, por ejemplo en este tema que sitan : " la calidad del profesorado en el nivel superior" y solamente su argumento se verse en este hecho, por ejemplo.

CALIFICACIÓN : 8